La segunda Invitación es a celebrar constantemente tu vida. Y como he escrito antes, “Si no celebras constantemente tu vida, no estas tomando tu vida en serio” Así que en la filosofía de Integra Yoga que está basada en la creme de la creme del pensamiento en India y Tibet pero que además convive con pensamiento Junguiano y con Principios Universales de Sabiduría Emocional® La invitación está en que al practicar Integra Yoga incorporamos a nuestra vida esa Shakti, esa intención de expresarse por completo, tal y como tú eres. Y, en nuestra vida, conscientemente abrimos espacios en agenda y en nuestra improvisación para que podamos sorprendernos de momento presente a momento presente.

Celebrar está completamente ligado con Lila (Sánscrito), la danza del universo, condensada en tí como tu impulso básico, el de hacerte caso.
Celebrar está también ligado a la percepción de lo auspicioso (Sri), de la conexión y elección de lo que es enaltecedor.
En Integra Yoga buscamos que la práctica sea esa expresión, vamos más allá de pensar en secuencias y tecnicismos solamente. Buscamos que la práctica sea verdaderamente Intención Encarnada (compartiré mas de esto en futuros posteos).
Para celebrar la vida no tiene que ser perfecta en el sentido de cómo quisiéramos que fuese. Es perfecta en el sentido de que lo que nos gusta y no nos gusta ha estado siempre y está contenido en el desenvolvimiento de este universo en cada instante. Y pa rematar, su dimensión justa es eterna e infinita.
Así que no te esperes a que todo sea ideal para bailar, ir a una fiesta, cantar, experimentar algo nuevo, expandir tu gozo y belleza.
Tenemos el pretexto perfecto de las fiestas navideñas en donde la mayoría se pone de acuerdo que hay licencia para ejercer el cool y el grito rockero.
Dátelo y deja que tu alegría se exprese, tomate en serio y festeja, porque eres un momento de lo más bello y sorprendentemente corto, pero que si te pones las pilas, en ese ānandā puedes tocar la eternidad.

Lo mejor y solo lo mejor…
Dhruva Lance.